Métodos de virtualización avanzada

Sin intermediarios

La idea detrás de una mayor parte de las tecnologías de virtualización de servidores supone la existencia de un «agente que relaciona la máquina virtual huésped y el anfitrión real que se hace cargo de la administración de los recursos del hardware. La utilidad con que se destaca un Servidor Privado Virtual KVM se origina en el hecho de que la tecnología KVM se compila como parte del kernel del equipo anfitrión, por lo que no hace falta utilizar un software adicional – la máquina virtual huésped dialoga con el sistema host de forma directa. Lo que se traduce en sobrecarga mínima y rendimiento mejor.
Métodos de virtualización avanzada

Un empleo de los recursos mucho mejor

Cuotas del servidor a su plena disposición

Al eliminar la sobrecarga de la presencia de una capa de virtualización adicional a través del cual va el conjunto de comunicaciones con instancia de servidor principal, los Servidores Privados Virtuales KVM podrían beneficiarse de un aprovechamiento de los recursos del hardware mucho más sofisticado. Las instrucciones de la virtualización KVM se integran directamente en el kernel del sistema operativo del anfitrión, lo que quiere decir que todos y cada uno de los Servidores Privados Virtuales dialogan con el hardware del servidor directamente. La mínima redundancia en este tipo de comunicación lleva a un rendimiento en condiciones reales mucho más rápido frente a los demás sistemas virtualizadores.
Un empleo de los recursos mucho mejor

Un máximo grado de control en todo relacionado al sistema operacional

Una completa libertad para subir el sistema operativo que le apetezca

Una cosa que puede ser interpretada como limitación de los Servidores VPS, vs. los servidores reservados, será el propio sistema operativo – en la mayoría de los casos usted no puede instalar un SO si este no entra en una selección de sistemas operacionales que existen en el sistema del proveedor. Cuando dispone de un Servidor Privado Virtual KVM, sin embargo, tiene la opción – instalar prácticamente cualquier sistema operativo compatible con los requisitos del servidor y los recursos de hardware del servidor maestro. Un efecto oportuno como parte del algoritmo específico de la virtualización KVM. KVM es una parte integrante del sistema operativo del servidor, permitiendo a las máquinas virtuales comunicarse directamente con el hardware, sin la necesidad de una capa de comunicación adicional, presente en numerosos otros sistemas de virtualización.
Un máximo grado de control en todo relacionado al sistema operacional
  • Centro de Datos de EEUU
  • Centro de Datos de EEUU

    Steadfast, Chicago, IL